Sobrevolando Canadá: Reseña de la 9na Asamblea del Consejo Internacional de Educación de Adult@s

Hace unos días llegué a la ciudad de Montreal y en unas horas parto nuevamente. Las emociones han sido tantas, dado el enriquecedor motivo que me trajo, que apenas he tenido la oportunidad de asimilar mi visita a estos lares. Finalizaba el mes de mayo, cuando fui invitada a participar de la novena asamblea mundial que realizaría el Consejo Internacional de Educación de Adultos (ICAE, por sus siglas en inglés). Según me informaron, el consejo estaba interesado en contar con la presencia de las y los jóvenes que fueron formados el pasado mes de noviembre en la “ICAE Academy for life-long learning advocacy” en Madaba, Jordania. Habiendo participado de esa experiencia, sentía que no eran pocas las aportaciones que se esperaban; a las nuestras, se sumarían las de cientos de educador@s alrededor del mundo.

Me preguntaba: qué decir, desde dónde hablar, con quienes establecer contactos, cómo poder reportar estas experiencias de vuelta a mi organización base: La Nueva Escuela. Mis cuestionamientos tenían respuestas; sin embargo, organizarse para poder cumplir con todas las metas en unos cinco días no era tarea fácil. Felizmente, nunca he soportado el desorden, así que me puse manos a la obra. Por un lado, decidí que asumiría turno en el micrófono en talleres o paneles que me provocaran. Por otro lado, hablaría desde mi experiencia como educadora popular independentista en Puerto Rico, dicha experiencia sería complementada por los conocimientos que he podido generar durante mi formación graduada en trabajo social en mi Isla, España y Brasil. Contrario a la meta de muchos colegas, de identificar contactos para financiar sus trabajos locales, me dedicaría a estrechar vínculos con el Sur global en busca de experiencias que complementaran nuestros procesos de formación política, así como exponer el caso colonial de Puerto Rico. Con frecuencia me sorprende la cantidad de cosas buenas que me suceden en el camino; resulta que el ICAE me pidió una colaboración especial como comunicadora en el evento dado mi evidente entusiasmo por la fotografía. Una cosa llevó a la otra y como debía documentar casi todas las actividades, tuve acceso a gran parte de los paneles, así como entrevistas exclusivas con las y los exponentes. Eso me permitió una perspectiva “glocal”. Por un lado, entendí la complejidad del evento, en términos de estructura y contenido. Por otro, profundicé en las aspiraciones, emociones e impresiones de quienes se dieron cita.

El evento abrió el jueves 11 de junio, con una plenaria en la que se debatiría sobre Mujeres, Nativ@s y la Descolonización de la educación. Un total de seis panelistas de Quebec, Guatemala, Estados Unidos, Uruguay, Burkina Faso e India, compartieron no solo sus trabajos, sino la preocupación constante de enfrentar la descolonización en países que, al menos jurídicamente, son independientes. Definitivamente, la exposición de la asiática Helena Wong, desafió todas las nociones que no pocos tenían sobre las condiciones sociales, opresivas y discriminatorias que ha experimentado al interior de Estados Unidos en su trabajo con la Justicia Global y la Marcha Mundial de las Mujeres. Su coyuntura y la precisión que dedicó a la crítica de la educación allí, me permitió reaccionar desde la experiencia puertorriqueña. Su exposición me llevó a darme cuente de un absurdo y una hipocresía en la historia entre Estados Unidos y Puerto Rico; en mi cabeza pensaba cuán hipócrita es, aunque no deje de ser importante la denuncia internacional, que desde el “Primer Mundo” se condene la mutilación del clítoris en algunos países del Africa, mientras en Puerto Rico los cuerpos de las mujeres fueron esterilizados mediante operaciones involuntarias por parte del gobierno colonial. Bien dicen que muchas cosas son relativas o que dependen de la perspectiva con que se miren; lo que este evento permite es poner contrarrestar la forma en la que se asume es la vida y los discursos en el Norte global y, porqué no, poner los puntos sobre las íes.

Llegado el viernes, comenzó el maratón con una plenaria y conversatorio entre el ICAE y Greenpeace internacional. Luego de una exposición un tanto legalista de este último, la audiencia abarrotó al representante con cuestionamientos sobre acciones infladas que son atribuidas a este organismo en término de incidencia, así como las contradicciones que se plantean a la sociedad para enverdecer el mundo que vivimos desentendiéndose de un orden social en el que el trabajo de muchos y muchas depende del ritmo que lleva el pseudo-desarrollo que se vive. El clima de la discusión reveló que no son pocos los sentimientos encontrados que una interacción con el Greenpeace genera. Sin embargo, aún cuando muchas veces redes internacionales como el ICAE aparentan ser tan complejas y grandes como para que quepan todo tipo de discursos, sí hubo una audiencia de 300 personas dispuestas a defender sus reservas en cuanto a propuestas ciegas, superficiales, insuficientes y hasta contradictorias. Ya en la tarde aproveché para documentar los talleres y entrar en contacto con las y los ponentes. Hay un asunto racial y étnico innegable en este evento. Con frecuencia los talleres ofrecidas por canadienses o europeos contaron con una audiencia de esos países. En cambio aquellos ofrecidos por african@s, asíatic@s y latin@s, contaron con una diversidad de audiencia. Al parecer, algunos hablamos para el mundo y otros se hablan entre sí mism@s. Curiosamente, me gustó que algunos talleres en los que la audiencia fue mínima, la participación fue más íntima, permitiéndole a quienes se presentaron exponer más sobre sus escenarios locales. Tener esta oportunidad no es algo dado o que puede ser atendido levemente.

Con frecuencia es tanto el bombardeo de experiencias y nuevas personas en un espacio tan reducido de tiempo, que se presenta tanto el cansancio como el pensamiento sub-alterno. Nos cuesta, a l@s jóvenes, a l@s mujeres, a l@s negros, a l@s homosexuales, validar las experiencias que tenemos y el conocimiento que hemos construido. Esto recrudece cuando vemos que desde Europa o bien América del Norte, se produce tanto material didáctico o se interactúa con eficacia diversas tecnologías de presentación. Sin embargo, me enorgulleció cómo durante las entrevistas, se hacía referencia a las grandes lecciones que Chile, Guatemala, India y Burkina Faso, habían aportado al evento, la profundidad de sus saberes y cuánto había provocado. A veces se piensa que el día a día es tan minúsculo, en comparación a lo que el mundo vive, que olvidamos que es en la cotidianidad donde la historia se va escribiendo y en ella reside el poder de transformarla. En ese sentido estos espacios, son siempre de sentimientos encontrados, de festejo por reencontrarse con caras conocidas y por exportar lo que vivimos, pero de insatisfacción al sentir que no se logra decir todo y que se nos podrá olvidar fácilmente. No por menos una vive aturdida, aunque feliz. Después de todo, lo más poderoso es no saberse sol@, entusiasmarse con nuevos desafíos, incorporar nuevas consideraciones y comprometerse globalmente.

A efectos de resumir esos dos días de talleres, cuelgo aquí el album de fotografías. Aprovecho también para compartir los enlaces de los dos videos- primero y segundo– que pude filmar y editar para las redes sociales del ICAE en Facebook y en Twitter. Finalmente, hay que destacar que el evento, también incluyó un cuarto día en que se celebró la Asamblea General del ICAE, para seleccionar el nuevo comité directivo y la junta de directores. Luego de una puja fuertísima que implicó reuniones de campaña política entre las diversas regiones, el Sur consiguió equilibrar la representación internacional en los once puestos seleccionados, para los cuales ocupamos al menos seis con dos nombramientos de Africa a la junta, dos de latinoamérica, uno de Jamaica y uno de filipinas. Se entiende, esto recién lo he aprendido, que lo más importante en un evento de esta escala es la declaración final, en la que se incluyen los lineamientos políticos principales bajo los cuales la red funcionará por los próximos cuatro años. Es un documento que se presenta y que se edita durante el primer y segundo día según se recibe el insumo de las y los presentes. Al final, se relee y se aprueba; aún no ha sido colocado virtualmente pero espero compartirlo tan pronto tenga acceso a este.

Llegó el domingo, el cansancio late en los pies y aunque hubo noches de relajación y festejo, no es hasta mañana que podré conocer un poco más la ciudad antes de viajar de regreso a Río de Janeiro para terminar mi semestre de estudios. Tanto la maleta como la cabeza van llenas de ideas, de cuentos, de recuerdos y de pasión. No veo la hora en la que regrese a mi patria a socializar todo esto. Mientras tanto, sólo queda esperar…

10898085_10152972346233325_7232750004426535974_n 10402883_10152972298908325_1406953557041788821_n 11427659_10152976708828325_4391300184515380176_n 11393141_10152972210248325_3796995417401735241_n 1888698_10152973703808325_7688360382406957928_n 11392916_10152972679158325_317212697115348150_n 11377151_10152972211353325_2575942307843577790_n 11401272_10152972210318325_5635600422492256953_n 11406785_10152976715138325_97010512039993829_n 11391677_10152972249608325_7334659360651139337_n 17678_10152975232738325_8258241940728395976_n 11108325_10152972250043325_1107503629292809734_n 10676293_10152972807418325_2859658346784267259_n 11390242_10152970889333325_3412907395942835147_n 11229893_10152972344048325_4692557021562749021_n11401326_10155709200495434_9054962700600834051_n

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s